Utilizamos cookies de terceros para mejorar continuamente nuestros servicios. Si continúas navegando aceptas el uso de éstas.

   Más Intormación - Aceptar.
 
COMPARTE ESTA NOTICIA
 


MEMBRANAS

Toda membrana de un tejido técnico supone un compromiso: Un formidable reto para los ingenieros textiles, pues ha de cumplir funciones casi contrapuestas. La óptima facilidad para evacuar el sudor de un tejido al exterior dificulta lógicamente la capacidad de ese mismo tejido para no dejar entrar nieve, agua ni viento siquiera al interior.

Para hacer una comparación objetiva no queda otra que fijar parámetros de impermeabilidad y transpirabilidad universales, y tratar de que las diferentes marcas sometan sus productos a esas pruebas homogéneas. Vamos a intentar explicar los dos fundamentales hoy día: RET para transpirabilidad y Schmerber para impermeabilidad.



TRANSPIRABILIDAD
Es la capacidad del tejido para el transporte de la humedad y los vapores, como el sudor a través de una tela al exterior. Una alta permeabilidad indica que la prenda es muy transpirable, y refleja la cantidad máxima de vapor que puede atravesar la prenda.

La transmisión del vapor de agua (o sudor) se basa en la existencia de un gradiente de temperatura/presión entre interior y exterior de la prenda. El sistema funciona mediante la nivelación de la presión y el calor entre el interior y exterior de la prenda. Cuando la humedad del cuerpo alcanza la cara interna de la prenda, debe pasar a través de la tela y luego evaporarse en superficie. Si no puede pasar a través de la tela, o si la tasa de transmisión es más lenta que la llegada de más vapor, este se condensará por dentro, empapándonos.

La transpirabilidad de un tejido se mide actualmente en RET (Resistencia a la Evaporación del Textil), por la norma ISO-11092 -la normativa ISO ha optado como standard universal por el llamado “test del plato caliente sudoroso” que busca replicar el cuerpo humano realizando una actividad aeróbica intensa; esta prueba muestra los “gramos de vapor de agua que son capaces de pasar en 24 horas a través de 0,258 m2 de tejido” desde un “plato sudoroso caliente” a 35ºC al aire (tambien a 35ºC) con unas condiciones fijas de viento (1 metro por segundo) y humedad (40%).

A RET más bajo, mejor transpirabilidad tendrá la prenda. Para darnos una idea, un RET entre 1-6, será idóneo para actividades aeróbicas intensas (carreras de montaña o esquí de fondo,etc), un RET entre 6-12, es una cifra ideal para actividades aeróbicas moderadas.

También podemos encontrar otras referencias como la MVTR (cantidad de vapor de agua que una prenda puede evacuar en 24 horas), todas expresadas en gr./m²/24h, y por poner un ejemplo, una prenda que figure con un dato de “10000 gr./m²/24h”, se podría considerar que su índice de transpirabilidad es muy aceptable.

Cabe destacar por norma general que las prendas transpirables de todo tipo funcionan mejor cuando el aire interior es húmedo y cálido y el aire exterior frío y seco. Esto facilita que se evapore el exceso de humedad. Cuando la meteorología es cálida y húmeda en la parte exterior (p.e.bajo lluvia tropical), las tasas de transmisión serán menores y podrían permitir que la condensación se acumule en la cara interior de la prenda.

Las prendas transpirables trabajan mejor cuanto mejor estén laminadas una con otra. Esto es porque si las capas medias y externas no están en contacto directo entre sí, el vapor de humedad entrará en contacto con bolsas de aire frío entre las capas, lo que favorece la condensación en el interior de la capa exterior, bloqueando la evacuación.
 


IMPERMEABILIDAD
La impermeabilidad es la resistencia de un tejido a la penetración por un líquido. Para ello, una muestra de tejido es sometida a una altura de columna de agua progresivamente mayor hasta encontrar el punto en que la presión hidrostática logra atravesar el tejido.
La impermeabilidad de un tejido se mide según la norma ISO 811:1981. El dato Schmerber expresa la altura en mm cuando el agua pasa a través de la muestra de tejido. Un equipo impermeable debe tener al menos un índice de 1.500 Schmerber. Cualquier membrana puntera de hoy día, aún las más ligeras y muy transpirables, superan los 5.000mm. La presión es la relación de fuerza a la superficie. Por lo tanto, a nivel del mar, la atmósfera que nos rodea tiene en nuestra piel una presión media de 1 bar, que es aproximadamente 1kg/cm2. En una columna de agua la presión relativa se incrementa en un bar cada 10 m.


MEMBRANA TRANSPIRABLE E IMPERMEABLE

He aquí el gran reto de los ingenieros textiles.Puede ser difícil separar las cuestiones de transpirabilidad e impermeabilidad ya que están estrechamente vinculados entre sí, aunque antagónicos Pero no tienen el mismo peso: Ante todo, en montaña se debe contar con una prenda transpirable para que podamos usarlo como impermeable. Eso explica porque vemos muchos “cortavientos” en montaña aunque no sean buenos contra la lluvia, pero casi  nunca veremos una chaqueta estanca como las de los marineros, pues. nos coceríamos bajo ella en nuestro propio sudor.




TIPOS DE MEMBRANAS TRANSPIRABLES-IMPERMEABLES: MECÁNICAS vs QUÍMICAS


MEMBRANAS MECÁNICAS: Funcionamiento por poros

Impermeable: El principio de la marca Gore-Tex es mecánico. Está basado en la presencia de agujeros muy pequeños en una membrana de teflón expandido (PFTE). Estos agujeros están diseñados con un tamaño que no deja que el agua cale a través de la membrana. Adicionalmente usa tratamiento repelente al agua (deperlante-DWR) aplicado a la tela exterior que ayuda a evitar el “mojado” de este último por el aumento de la tensión superficial de las gotas. Para que la prenda siga manteniendo sus características, este tratamiento DWR, debe renovarse aplicando sprays periódicamente.

Transpirable:
Los poros son lo bastante grandes para que una molécula de agua en estado gaseoso los atraviese, así evacúa el sudor producido por el cuerpo. El principio es el mismo que la evaporación progresiva de un vaso de agua en una habitación: Un poco de líquido se convierte a cada momento en gas y se evapora progresivamente hasta vaciar el vaso al cabo de un tiempo. Este modelo mecánico requiere tres condiciones óptimas para una evaporación profunda:

1.Tejido exterior seco para que el vapor de agua pueda escapar -importante será aplicar un tratamiento DWR- o el sudor quedará atrapado.

2.Condensación interna mínima del vapor de agua producido por el cuerpo. Si hay una barrera de sudor condensado por dentro, no podrá pasar el vapor de agua.

3.Poros limpios: Algunas prendas (las famosas tres capas) tienen un recubrimiento de poliuretano en contacto directo con la piel para evitar la suciedad y la obstrucción de los orificios en el teflón. Esta capa, a cambio, reduce un poco la transpirabilidad de la prenda.



MEMBRANAS QUÍMICAS: Funcionamiento moléculas hidrofílicas. (MP+)

El principio de este modelo es la “química” que se basa en las moléculas hidrofílicas que conforman el tejido. De hecho, es el mismo principio con el que opera casi toda la ropa interior térmica que usamos en montaña.

Impermeable:
La membrana de este tipo NO tiene poros como tales, es un tejido continuo Así queda garantizada a prueba de agua por medios mecánicos. Tambien, como todas las chaquetas de aire libre utiliza de forma adicional el tratamiento deperlante exterior (DWR) que debe ser renovado con sprays cada cierto tiempo.

Transpirable: Las moléculas hidrofílicas, por su propia naturaleza dejan pasar las moléculas de agua en estado gaseoso hasta su evacuación al exterior. Es la diferencia de temperatura y humedad relativa la que hace que las moléculas sean drenadas hacia el exterior y no al revés.

Al tratarse de prendas que operan de forma química y no mecánica son más fácilmente lavables (hasta 40ºC) y de mayor durabilidad que los modelos sometidos a desgaste mecánico.

En general los membranas químicas han demostrado una leve superioridad en cuanto a niveles RET (transpirabilidad) que las membranas mecánicas.
 
 
COMPARTE ESTE ARTÍCULO